Manteniendo la producción de leche maternausando la bomba de lactancia (Maintaining Milk Supply with a Breast Pump)

Producción de Leche:

  • La cantidad de leche que su cuerpo produce depende del número de veces que usted vacía su pecho a lo largo del día. Su producción de leche aumentará si usted bombea tan a menudo como si su bebé estuviera amamantando.
  • Los bebés amamantan entre 8 a 12 veces al día. En la medida en que el bebé crece la alimentación nocturna puede ser de 4 a 6 horas. El bombeo debe tratar de seguir el mismo patrón que tendría con su bebé si él o ella estuviera amamantando.
  • Use una bomba industrial eléctrica si su bebé no está amamantando bien. Pregunte a la especialista de lactancia si usted no está segura si está usando la bomba apropiada.
  • El reflejo de la expulsión de la leche (bajada de la leche) causa que la leche salga del pecho. Algunas mamás tienen una sensación como de hormigueo en el pecho cuando la leche está por salir. Es importante estimular este reflejo cuando esté usando la bomba. Vea una foto de su bebé o tenga un articulo de ropa o una cobija que tenga el olor de su bebe cerca de usted, o bombee cuando usted pueda ver a su bebé, para poder así ayudar a que salga la leche.
  • Coma una dieta saludable y bien balanceada con toda variedad de comidas. Mantenga cerca de usted una botella de agua y beba bastante líquido. Limite el uso del alcohol, la cafeína y los cigarrillos.
  • Algunos medicamentos pueden afectar su producción de leche. Hable con su doctor antes de tomar cualquier medicamento.
  • Las bombas industriales pueden ser rentadas por días, semanas o meses. Pregunte a su proveedor de salud por más información o llame al Center for Breastfeeding Medicine al 513 – 636-2326 para saber dónde se ubican las estaciones de renta de la bomba Medela.
  • Si usted recibe beneficios del programa WIC, su oficina local de WIC puede ser que le ayude prestándole una bomba sin costo alguno si su bebé no puede amamantar.
  • Muchas compañías de seguro, incluyendo Medicaid, cubren el costo de la renta de una bomba si es que existen "razones médicas" (Ej.: el bebé no puede alimentarse del pecho). Su doctor le puede dar una receta. Consulte con su asegurador si usted tiene preguntas acerca de su cobertura. Algunas aseguradoras requieren que se renten los equipos médicos durables de proveedores recomendados. Déjele saber a su proveedor de salud si usted necesita una carta para el seguro que mencione las razones por las cuales usted necesita bombear. 
  • Bombee en un lugar limpio. Desinfecte las superficies con una toallita antibacterial.
  • Lávese las manos antes de bombear.
  • Aliste sus materiales para un bombeo doble. Bombee ambos senos al mismo tiempo.
  • Centre sus pezones en las copas para senos y prenda la bomba con el más bajo nivel de succión. Usted puede aumentar la succión tanto como lo necesite para empezar la salida de la leche. El que aumente el nivel de succión no significa que se produzca más leche.
  • Siéntese confortablemente y haga unas cuantas respiraciones profundas para poder relajarse.
  • Le tomará aproximadamente entre 15 a 20 minutos bombear. Siga bombeando por 2 minutos luego de que su leche deje de salir para poder así mantener una buena reserva.
  • Para información acerca de cómo almacenar la leche, lea los Artículos de Salud titulados: "Almacenamiento y transportación de la leche materna para los bebés hospitalizados" o "Recolección, almacenamiento y uso de la leche materna para los bebés sanos".
  • Después de cada uso, use detergente de platos para lavar todo el equipo de la bomba de lactancia de marca Madela que se pone en contacto con la leche, (el juego de botellas, las copas para senos, las válvulas y membranas). Desmantele todas las piezas y lávelas en un recipiente con agua jabonosa. Enjuague bien. Séquelas al aire libre sobre una toalla limpia de papel. Asegúrese que la membrana blanca y delgada está seca antes de volver a ensamblar la válvula que mantiene el flujo de la leche fuera de las tuberías.
  • Si la válvula está trabajando correctamente, usted no debe ver leche dentro del tubo de la bomba. Si la leche llega a meterse dentro del tubo, lávelo, enjuáguelo y séquelo al aire libre.
  • Si nota humedad dentro de los tubos, deje la bomba prendida mientras lava su equipo y desconecte las botellas y copas de los tubos. El movimiento de aire por los tubos los seca.
  • Limpie la bomba y la superficie de trabajo con una toallita antibacterial después de cada bombeo.
  • Esterilice, una vez al día, las piezas de su juego de la bomba de lactancia que se ponen en contacto con la leche. Las piezas se pueden esterilizar haciéndolas hervir por 15 minutos o lavándolas en el lavaplatos.
  • No debe doler el bombear. Dígale a su especialista de lactancia si usted tiene dolor.
  • Pare de bombear y cambie de botella si el nivel de la leche está cerca de la válvula que mantiene el flujo de la leche fuera de las tuberías.
  • Use compresas tibias y masaje gentilmente el pecho antes y durante el bombeo si usted está teniendo problemas para que le baje la leche. Debe sentir su pecho más suave después de que se haya sacado la leche bombeando.
  • Para aumentar su producción de leche, bombee más frecuente. Su reserva debe empezar a aumentar después de que haya estado bombeando frecuentemente por unos días.
  • Algunas mamás encuentran de mucha ayuda mantener un record del tiempo que le toma bombear y del volumen de la leche que bombearon. Usted puede revisar su record para asegurarse que está bombeando tan frecuentemente como lo necesita.

Un representante de servicio que habla español, atenderá su llamada, contestará sus preguntas, 513-636-0799.

Si usted o su niño experimentan efectos secundarios inusuales, inesperados o severos, luego de seguir los procedimientos o instrucciones indicados en este documento, le recomendamos que llame de inmediato a su médico primario, su sala de emergencias local, o, en casos de efectos secundarios o reacciones adversas extremas, llame al 911 o su número local para emergencias.
El cuidado pediátrico está constantemente mejorando y enfrentando nuevos retos. Las nuevas ideas, prácticas e investigaciones, provocan continuos cambios en nuestra interpretación y recomendaciones. Estas páginas representan nuestro mejor esfuerzo pero de ningún modo sustituyen el diálogo crítico y las recomendaciones de su pediatra o profesional del cuidado de la salud. La información incluída en los "Temas de Salud" ("Health Topics"), es considerada confiable y generalmente de acuerdo con los estándares aceptados al momento de la publicación. Sin embargo, la posibilidad de un error humano y los cambios en las ciencias médicas, previenen que los autores y el Cincinnati Children's Hospital Medical Center, ofrezcan estas páginas como algo más que puntos de partida o referencia para las decisiones del cuidado y el plan educacional que los padres, pediatras, profesionales del cuidado de la salud y los niños, deben tomar en conjunto.
Si cree que usted, su niño, o alguien que usted conoce, sufre de las condiciones descritas aquí, por favor visite a su proveedor de cuidados de la salud. No intente ofrecer tratamiento para usted mismo, su niño o alguien más, sin la supervisión médica adecuada.


Last Updated 09/2012