Aunque la fórmula o lecha materna a temperatura ambiente está bien para su bebé, algunos bebés prefieren la leche materna tibia.

Si su bebé prefiere la leche tibia, caliente el biberón de manera segura siguiendo las instrucciones a continuación.